Entrevista a Iván Calderó

Iván Calderó es autor de la serie “Cuando cae la noche”. Los dos libros de la serie están publicados en Amazon.  Es parte de una nueva generación de autores que están enfocando su carrera solo en lo digital, con buenos resultados.  Actualmente su serie se encuentra entre los 30 más vendidos de Amazon España en el género fantasía y terror.

Iván en primer lugar gracias por la entrevista.

 

  • 1.       ¿Cuéntanos un poco tu trayectoria como escritor? ¿A qué edad empezaste a escribir y quien te inspiro?

 

Buf, siempre cuento la misma anécdota, de esas que muchos editores y críticos tachan de ñoñas: escribí mi primera “novela” con 11 años, una aventura espacial con naves y monstruos, protagonizada por mis hermanos, mis amigos y yo mismo. Quería contar una historia que me gustara leer, con cosas que echaba en falta en las que ya había leído; creo que eso es lo que nos empuja a muchos a escribir. En cuanto a “inspiradores”, confieso que fueron mis padres. Ellos trabajaban en periodismo (y yo he acabado en el mismo barco, claro), así que en casa estábamos rodeados de libros y letras. Se me metieron en vena, las jodías.

 

  • 2.       ¿Por qué te decidiste a publicar tus libros en formato digital?

 

 Principalmente por una cuestión de costes. Es bastante más barato producir y distribuir un libro digital que uno tradicional, y eso que me peleé hasta la muerte con el ordenador para conseguir un ebook bien formateado. También lo hice porque yo apuesto por ese formato como vía para extender la literatura a todas partes, precisamente por lo que decía de los costes: si la literatura se abarata competirá mejor con otras formas de ocio, como la tele o los videojuegos, y creo que el ebook ganará terreno cuando los lectores bajen de precio y esta puta crisis vuelva a las profundidades financieras de las que salió.

 

  • 3. ¿Cuál ha sido tu experiencia en Amazon?

 

 Bastante positiva por el momento. Es una plataforma muy bien montada, de fácil acceso, que permite a mucha gente en todo el mundo ver mis novelas, leer opiniones, comparar precios… Una pena que sólo sirva para sus lectores Kindle.

 

  • 4.       ¿Qué otras plataformas utilizas?

 

Firmé un acuerdo con una plataforma de publicación y distribución que colocó mi primera novela en la sección digital de muchas librerías importantes, entre ellas la de El Corte Inglés. También he apostado por Bubok, que aporta dos ventajas: facilidad de compra y descarga y un formato abierto de los ebooks, el famoso ePub, que puede leerse en cualquier dispositivo.

 

  • 5.       ¿Cómo compaginas tu demás actividades con la de escritor?

Ahora mismo, muy malamente. A día de hoy escribir novelas no me da para vivir de ello, así que tengo que relegarla a un segundo o tercer plano. Mi objetivo es convertir esa ocupación en mi profesión, en un trabajo como puede serlo gestionar un hotel, programar webs o reparar automóviles. Escribir una novela no es cosa de iluminados, ni tarea de un ratito. Requiere mucho tiempo, mucho esfuerzo. Mucho trabajo, en definitiva, por eso me molesta que algunos consideren a los escritores unos tipos que no dan palo al agua, que se forran por juntar cuatro letras en unas horitas de inspiración.

 

  • 6.       ¿Cómo es tu proceso de escritura?

 

Bastante laborioso y, cuando tengo suerte, escalonado. Primero busco un suceso potencialmente interesante capaz de provocar otros y de juntar a varios personajes. Luego trato de imaginar el desenlace y trazo una línea argumental que me lleve del primer acontecimiento hasta el último, jalonada por sus diferentes protagonistas. Con ese esquema empiezo a escribir la novela. Una vez terminada, la abandono unos días en algún sitio oscuro y luego la retomo para revisarla y corregirla.

 

  • 7.       ¿Cuáles piensas que han sido tus aciertos y fracasos en la publicación de tus libros?

 

Creo que hice bien en publicar en varias plataformas, y creo que también acerté en el precio que puse: tres euros. No habría sido coherente hablar del abaratamiento de los ebooks como forma de difundir la cultura y luego poner un precio de diez euros. Tampoco creo que haya que dejarlos gratis sólo porque no son libros de papel: lo fundamental de una novela es el contenido, y si crearlo es un trabajo, lo normal es cobrar por ello, independientemente del formato. Sin embargo, ahora veo que la moda es poner un precio de menos de un euro, que para mí implica menospreciar el trabajo de escritor a cambio de, supuestamente, lograr ventas masivas. Pero bueno, supongo que el ebook ha conseguido, para bien o para mal, que sea el público el que determine cuánto hay que pagar por un libro digital.

 

  • 8.       ¿Qué le aconsejarías a alguien que esté pensando en publicar actualmente?

 

Que sopese cuidadosamente si es mejor autopublicarse o recurrir al método tradicional de buscar editor, o incluso de presentar la obra a concursos. Que tenga en cuenta que el poner su novela a disposición de la gente no significa que vayan a comprarla, sencillamente porque no tienen forma de saber que está disponible. Esa labor de promoción, de hacer visible la obra, es muy complicada, y creo que sólo una editorial puede realizarla adecuadamente. Y mucho ojo con los cantos de sirena sobre escritores autopublicados que logran la fama, el éxito y la riqueza. Hay que saber de quién provienen: si es de alguien que puede beneficiarse de ellos hay que desconfiar de su veracidad.

 

  • 9.       Algún comentario final Sólo darte las gracias por brindarme la oportunidad de que tus lectores me conozcan y sepan de mi obra. Sin ti y sin tod@s aquell@s que disfrutáis desinteresadamente de la literatura y la difundís,  los escritores autoeditados no podríamos competir. Vosotros nos ayudáis a que el público se arriesgue con nosotros.

 

Lo que me gusta de Iván es que tiene muy claro el nuevo mundo en el que se van a mover los escritores, él ya se mueve en esa categoría. Es un tipo abierto y estoy seguro que va a triunfar como escritor, como de hecho ya lo está haciendo.  Ya me contareis cuando se haga la película.

Cuando te quitas todos los problemas de la edición tradicional solo te centras en lo importante, que tu libro sea de calidad. Y creo que en el mundo digital la calidad se hace viral, se convierte en boca a boca rápido.  Los autores como Iván se están centrando en escribir bien y en llegar al mayo público posible.

Sal corriendo y ve a comprar sus libros.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *